viernes, 11 de diciembre de 2009

La luz de una nueva opción

Optar en la vida, es un mecanismo de adaptación sumamente útil, y no tan difícil de aprender, pues inevitablemente debemos practicarlo a diario.
Pienso en esto, pues ayer estaba afligida, preocupada, inundada por el miedo. Hoy no. Hoy decidí optar por otra cosa, por ver las cosas con una actitud más pausada y relajada, más optimista y de acuerdo con mi forma de enfrentar la vida en general. Por no espantarme a mi misma si no quiero espantar al otro (obvio, pero a veces tan difícil de asimilar).
Así que comienzo por lo básico, ponerme al día con mis tips de belleza, informar a quienes pidan cita que no estoy completamente disponible, ni completamente tomada. Finalmente lo que sea que resulte de esta loca apuesta, que puede ser completamente perdición o pura ganada, o algo "in between" no puede casi por ningún motivo ser peor que no intentar nada.
Porque cuando una echa el poto a las moras, y se queda en su lugar sentada esperando que pase algo que la remueva, al menos en mi opinión y/o experiencia NO PASA NADA. Y eso es cien veces peor que perder...
Así que señor Player, donde sea que estés y aunque probablemente ni me leas aun, Bienvenido a este juego.... cuando seas adicto modificamos contrato :D
Saludos a todos y buen fin de semana!!!


El espíritu de este sentimiento del cual me quiero agarrar está en este tema de Roxette, de 1989, Vestida para el éxito.
http://www.youtube.com/watch?v=MmW3DpVJ958

2 comentarios:

Xi dijo...

Ojalá estos estados fueran más duraderos en el tiempo. Al menos a mi me dura re poco, para qué te voy a mentir. Pero es verdad que saber que hay alguien intentándolo te contagia de alguna manera.
Suerte con esta aventura!

ABCD dijo...

Querida Xi,
estos estados son electivos. y ese es mi punto, puedo elegir quedarme en el miedo, y no me cuesta nada, pero tambien puedo apostar... a ganador, a perdedor, a lo que salga... Quizá con el tiempo notes que tampoco es parte de mi naturaleza, sino parte de mi aprendizaje :)